Paredes






















12 comentarios:

Jaime dijo...

Me gusta esta foto. Una lástima que se vayan perdiendo las paredes encalás, esas que recien pintadas herían los ojos al mirarlas.

ivan andrees dijo...

muy buenas fotografias !
te seguire :)

Ángel dijo...

A parte de la excelente composición y de la figura humana que aporta ese "punto" de interés que de lo contrario mermaría, el retratar lugares envejecidos, paredes o locales, a mi me priva
Un abrazo

Ripley dijo...

disiento y siempre me quedo con ganas de decirlo asi que mil perdones pero allá va: no entiendo que tiene de atractivo una pared vieja, le he dado muchas vueltas, he visto muchas fotos y yo es que no le veo la gracia por ninguna parte.

algo se me escapa eso seguro dado que sois legión los aficionados a lo decrepito.

yo lo que veo aquí es simple fealdad, abandono, pena, tristeza, dejadez, olvido... y ninguna de esas cosas me gustan.

te digo esto porque sé que eres un tio majete y no te va a molestar, no es una crítica, Dios me libre, tan solo un punto de vista.

un abrazo

ercanito dijo...

Gracias por tu comentario Adol. Te explico lo que yo veo en las paredes para que, aunque tú no compartas mi punto de vista, al menos lo entiendas:

Una pared significa muchas cosas (arquitectura, separación de dos mundos, es un soporte que explica el paso del tiempo, costumbres, gustos, formas, volúmenes, texturas...) y cuando fotografío una pared no estoy buscando belleza, de hecho a mí la fotografía de arquitectura no me gusta demasiado. Del mismo modo que cuando documento un paisaje no busco únicamente belleza, sino sugerir alguna información más, fotografío la pared como medio para mostrar algo, que en este caso es la sugerencia de la humidad de la gente que allí vive, y algunas cosas más que no te cuento para no aburrirte. En definitiva, es usar la fotografía como expresión de sensaciones, medio de información... y para ello uso los objetos y sujetos como soportes necesarios para mostrar algo que va más allá de la estética, sea bonita o fea. La belleza no es para mí el fin último necesariamente.

Nonna dijo...

Yo estoy contigo Ercanito. Una foto no ha de ser solo bella sino, también buena, que transmita sentimientos y la tuya nos acerca a ese mundo olvidado por los ojos que solo buscan lo bello. ¿Porqué no fotografiar lo que está derruido, decaído? Todo tiene su importancia y su mensaje...que es lo que tu nos quieres hacer llegar con esta imagen. En resumen, que me gusta.
Saludos.

ercanito dijo...

Gracias Nonna. La opción de Ripley también es válida, fruto de una concepción o de un uso distinto de la fotografía. Mucha gente busca belleza para sus fotos y no es malo. Es cuestión de gustos, y de elegir un camino. A Ripley lo entiendo al 100%, pero mi camino es éste.

Ripley dijo...

te entiendo perfectamente pq te expresas muy bien, la pregunta inevitable es ¿por que las autoridades permiten que algunas personas sigan viviendo de este modo?

si esas moles no existieran no harian falta fotos de denuncia que al fin y al cabo es lo que son.

y podrias fotografiar tu marisma o a tu niño o tantas cosas en esencia bellas que si se acompañan de vida y gente cuentan tanta historia como en el mas lugubre de los barrios.

las historias no deberian necesitar atrezzo, eso ya es una adulteracion de la realidad del cuento que se cuenta.

gracias y un abrazo

Jaime dijo...

Fotón!!!

14th Bird dijo...

Me gusta esta foto. Quizá porque también es una foto que me gusta y repito. La composición de puertas y ventanas, las fachadas "tocadas", los patios de vecinos, etc, tienen un encanto especial.
Un saludo Andrés!

Luis Calle dijo...

La belleza también está (o por lo menos lo estubo) en lo decadente y decrépito. A veces el fotografiar estos temas puede que sea simplemente un intento inconsciente de fotografiar el pasado.
Saludos y espero la de la semana próxima.

XuanRata dijo...

Para mi la clave de esta magnífica foto está en esa puerta a medio tapiar. ¿Por que han interrumpido la tarea? Tal vez la señora en la ventana sepa la respuesta. O tal vez está en esa ventana para evitar que alguien llegue y la tapie también.

Un saludo.